domingo, 25 de diciembre de 2016

La casa escondida de Jules Worms en Toledo

Existen numerosas obras pictóricas que han tomado como inspiración, a lo largo del tiempo, la imagen de la ciudad de Toledo. Su paisaje desde la lejanía, los grandes edificios históricos, las calles y, en menor medida, el interior de sus casonas y palacios a través de imágenes costumbristas y tradicionales de los patios. Resulta muy interesante, para los estudiosos del patrimonio residencial, contemplar esas imágenes fotográficas “artesanales” que nos muestran el aspecto pretérito de nuestros edificios de la ciudad histórica. Hablando de pinturas de temática intimista, en la mayoría de los casos el paso del tiempo ha borrado el dato relativo a su localización, su ubicación espacial en el entramado urbano. Son pues obras de arte huérfanas, se sabe que son de Toledo, pero se desconoce el escenario puntual que las inspiró. Resulta pues un “juego divertido” repasar mentalmente las imágenes del Toledo doméstico con objeto de localizar y encontrar esas casas escondidas.



Hoy les traemos a nuestro blog la imagen de un bellísimo cuadro del pintor francés Jules Worms, pintado en Toledo en la segunda mitad del siglo XIX. Hasta ahora ha sido una incógnita localizar este patio, en el que se desarrolla una escena pensada más bien para exponer el atuendo de los personajes que el escenario arquitectónico en sí, no obstante los pequeños detalles existentes, brocal, escalera, el machón encalado y algún otro detalle, nos han ayudado a formar el retrato robot del patio en busca y captura. 

Recientemente hemos tenido la ocasión de visitar un caserón muy antiguo, situado en el número 4 del Cobertizo de Doncellas, visita que nos ha permitido enlazar visualmente nuestro cuadro con la casa en cuestión. Este viejo caserón se encuentra abandonado y en muy malas condiciones, pero afortunadamente ha sido adquirido recientemente por una familia que va a proceder a su rehabilitación con las ayudas de nuestra institución.

Jules Worms realizó otro dos cuadros que tienen como motivo este patio. En el primero de ellos cambió a los personajes pero no el escenario y vuelve a presentar una imagen de estudio del traje.


El tercer cuadro recoge la imagen opuesta del patio y también presenta una imagen costumbrista en la que los elementos arquitectónicos pierden fuerza y vuelve a coger protagonismo el atuendo de los personajes. El remate en diente de sierra que decora el frente del corredor situado al fondo nos ha ayudado a enlazar imágenes y localizaciones. Esta tablazón o labor de menado, que se ve en la fotografía actual, no es la original pero reproduce casi fielmente el diseño primigenio.



El diseño original se aprecia, aunque con dificultad, en unas magníficas fotografías de Pedro Román Martínez realizadas en el año 1921 que tienen como objeto este patio. Recomendamos la visita virtual al Archivo Fotográfico “Pedro Román Martínez” de la Excelentísima Diputación Provincial de Toledo, que conserva un buen conjunto de imágenes singulares de nuestra ciudad.


Jose María Gutiérrez Arias
http://www.consorciotoledo.org/la-casa-escondida-jules-worms/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...