lunes, 9 de enero de 2017

En Toledo, ese Zocodover bullanguero

Zocodover bullanguero
plantel de la picardía,
el de la franca alegría
y el del aire pendenciero.

Zocodover, reunión
de soldados y beatas,
el de las febles bravatas
y el capitán fanfarrón.

El de arrieros quisquillosos
y mozuelas atrevidas
el de miradas vendidas
a los truanes graciosos.

Mirador de los virotes,
mercado de los judíos,
palacio de galeotes,
y lugar de desafíos.

Zocodover bullanguero,
castizo Zocodover,
bajo el sol siempre has de ser
el del semblante altanero.

El que mira confiado
debajo del soportal,
la roja capa triunfal
del hidalgo enamorado.

El del viejo mercader 
que en su oscuro tenderete, 
ofrece, pide y promete
por ver si puede vender.

El que ha visto desfilar
por él, los tercios marciales
el de las bellas juncales
que matan con el mirar.

El de apuestas, amoríos
y leyendas caprichosas, 
el de las viejas curiosas 
y nocturnos desafíos.

Zocodover bullanguero,
el de los motes gentiles,
el de trompas y añafiles
y el del Cristo milagrero.

Zocodover, alegría, 
Zocodover, desafíos,
Zocodover, amoríos
y plantel de picardía.

Por tu sonrisa has de ser
a la vez mora y cristiana,
y por tu luz castellana, 
inmortal: ¡Zocodover!

Vicente Mena Pérez. "El justo juez" (1925)















Fuente: 
http://miratoledo.blogspot.com.es/search?updated-max=2016-11-27T23:30:00-08:00&max-results=7

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...