jueves, 25 de septiembre de 2014

Reconquista de la Virgen de Finibusterre de Los Yebenes

El origen de la Virgen de Finibusterre, se corresponde con una etapa determinante de la historia de España y por ende, de nuestra provincia,se trata de la Reconquista de la península y su liberación de manos musulmanas. 

La primera fase de la Reconquista se comienza en la región de los Montes de Toledo, cuyos territorios fueron tomados por Alfonso VI en la conquista del reino de Toledo en 1085 y repoblados con posterioridad, por tanto,se puede decir que la repoblación es sin lugar a dudas, la acción más importante para asegurar territorios, y en nuestra zona se produce mediante la progresiva emigración de mozárabes provenientes del norte de la península a la zona toledana, integrándose paulatinamente con la población autóctona, de manera que se interculturalizaba el territorio, sobre todo, desde el punto de vista religioso, como se demuestra en el hecho de que nuestra patrona sea una Virgen poco común para esta zona.

El porqué la repoblación está ligada al origen de la Virgen de Finibusterre tiene una explicación precisa, pues los antecesores de estos mozárabes que vienen a repoblar la zona de Toledo, anteriormente ya habían vivido aquí en las sucesivas etapas de Reconquista y la manera más lógica y
eficaz de afianzar territorio es demostrando mediante devociones religiosas, que esa zona es de posesión cristiana, de ahí que surja el fenómeno de las apariciones marianas, que demuestran que ese territorio pertenece por derecho a la zona reconquistada.

Además, el caso de nuestra patrona es especial, como se ha comentado anteriormente, puesto que Vírgenes de Finibusterre sólo se tienen noticias de dos, una aquí en Los Yébenes y otra en Cabezarados en Ciudad Real, lo que hace suponer que los mozárabes que se establecieron en esta

zona y en la de Cabezarados provenían de la misma región del noroeste de la Península donde en esa época se situaba el límite o "fin de la tierra de cristianos", como indica el propio nombre de la Virgen.

Pero la devoción por esta imagen no surge en nuestro pueblo directamente, ya que los santos venerados tradicionalmente fueron San Blas y San Sebastián, muy comunes en la zona de los montes, asimismo, se tienen noticias de una ermita de la Virgen de Finibusterre en la población de Urda durante la Baja Edad Media hasta finales del siglo XVI, fecha que coincide con los escritos que atestiguan que en 1769 en el Castillo de las Guadalerzas, importante bastión de la Reconquista, existía una capilla dedicada a la Virgen de Finibusterre, dato que se confirma en la advocación de ermitas cristianas de la Orden de Calatrava, a la que perteneció el castillo, en la que aparece registrada una ermita dedicada a una Virgen con el nombre de Finibus Terrea.

Otro dato no menos importante, es el relacionado con la repoblación de Urda, que se comienza en 1248, con lo que resulta lógico pensar que el culto a la Virgen se puede haber establecido por esta época, por medio de los pueblos que forman parte de la repoblación de esa zona, siendo

así estaríamos hablando de un culto a la Virgen de Finibusterre que se remontaría al siglo XI y que su origen estaría unido a la repoblación de los Montes de Toledo por los mozárabes provenientes del norte de la península.

Si bien, en un principio se establece el culto a esta Virgen en Urda, posteriormente, y coincidiendo con la construcción en este pueblo en 1769 de la iglesia al Santísimo Cristo de la Cruz a Cuestas, como se relata en Las Relaciones de Felipe II, pasa a la zona del castillo de Las Guadalerzas, como

imagen venerada en ermita y como símbolo de la tradición cristiana del territorio para establecerse después como patrona desde el momento de la unificación de los dos pueblos en 1835, en la que Los Yébenes de San Juan aporta como patrona a la Virgen de Finibusterre y Los Yébenes de Toledo a San Blas.Así pues, con todo esto, parece esclarecerse un poco .

Así pues, con todo esto, parece esclarecerse un poco más el origen de nuestra patrona, que por su singularidad, cosa de la que debemos sentirnos orgullosos, resulta complicado conocer su origen y surgimiento pero afortunadamente este hecho no merma nuestra devoción de yebenosos.

Ana Belén Ruiz Úbeda
Fuente: http://www.losyebenes.es/pdf/La_Reconquista_de_la_Virgen_de_Finibusterre.pdf

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...